El hombre

Semblanza física

Semblanza física

Por Esteban Crevari

Hombre de elevada estatura, de figura bien proporcionada y aún elegante. Cuello vigoroso, más bien corto que largo. Anchas espaldas, de hombros muy ligeramente levantados, contribuyen a la impresión de solidez y virilidad que produce el tronco y toda su figura. Piernas largas, de equilibrada relación con el busto y el hombre total. Brazos también largos. Complexión robusta y aún recia. Salud extraordinaria. No siente el frío. En su casa no hay calefacción; mientras sus visitantes, abrigados con sobretodos, se hielan en los raros días crueles, él anda de saco, cuyo cuello se levanta para defender un poco el pescuezo. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre
Personalidad y carácter

Personalidad y carácter

Por Esteban Crevari

Produce impresión, no sólo de calma y serenidad patriarcales, sino de grandeza, de augustez. Crea en su entorno un respeto tan enorme que nadie se atreve a discutirle, ni a dudar de sus palabras, ni a pedirle que la explique, ni a exponer una opinión contraria a la suya. Cuando ordena sin claridad –caso frecuente- hay que interpretarlo; y así, malas acciones que le atribuyen son obra de sus intérpretes. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre
Cara a cara

Cara a cara

Por Esteban Crevari

El que quiera conocerle ha de hacer pacientes gestiones. Todo el mundo habla de su sencillez, de su afabilidad, de su accesibilidad pero ¡son tantos los que anhelan llegar hasta él!. Es preciso esperar y, esta espera aumenta la emoción que da cierto carácter de misterio a la entrevista. El solicitante adquiere la convicción de que ver a Yrigoyen constituye una hazaña. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre
Residencia y vida personal

Residencia y vida personal

Por Esteban Crevari

Su casa es de una austera pobreza. Muchos años hace que vive en la modestísima morada de la calle Brasil, la que será “la cueva” para sus enemigos y poco menos que un santuario para sus fieles. Es un edificio de un piso alto, sin estilo. Yrigoyen ocupa este piso con su hija y su secretaria. Las piezas corren junto a una galería, cerrada por vitrales. En el escritorio de Yrigoyen, que hizo pensar a alguien en una comisaría de campaña, hay pocos muebles bastante pobres: una mesa, varias sillas y un armario que contiene un centenar de libros. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre
Los principios de un hombre introvertido

Los principios de un hombre introvertido

Por Esteban Crevari

Yrigoyen se rige por unos cuantos principios sin cambiar jamás. Donde predomina el materialismo, él es idealista y místico. En medio de millones de indiferentes, él tiene una fe y una pasión. Renuncia a todos los placeres de la vida en un pueblo de gozadores de la vida o que aspiran a serlo. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre
Semblanza y carácter

Semblanza y carácter

Por Esteban Crevari

El apetito del poder no es defecto en el hombre de poder. Los hombres de poder son grandes, precisamente, por su apetito de mando y de posesión que, empujándolos, les ha llevado a las cumbres. Yrigoyen desea, más que el poder material, el moral. Ser amado por el pueblo, por los pobres: eso es la gloria para él. Pero también –hombre de voluntad tenaz, de lucha- ama la lucha por el poder si bien la lucha subrepticia, a media luz; del mismo modo que, más que el estallido revolucionario, le interesa el conspirar. Continue reading →

Posted by La Chusma in El hombre